miércoles, 30 de octubre de 2013

Primera clase anatomia

Ya he mencionado una vez que no me gusta ver sangre y si esa sangre es mía es probable que me maree ahí mismo y caiga rendido por mi propio peso.
Creo que de todas las carreras (de salud) la que menos sangre y/o secreciones ve es la mía! Usualmente trabajamos en áreas estériles y limpias y ordenadas, que en eso yo admiro mucho el trabajo del medico y mucho mas el de la enfermera.

El contacto con sangre, músculos y secreciones comienza muy temprano en las clases de anatomía, yo recuerdo que con la curiosidad propia de un post adolescente fuimos a clases de los estudiantes de medicina, nunca habíamos visto un cadáver y teníamos curiosidad así que nos zampamos en una clase, la mayoría de las clases son abiertas pero tuvimos la mala suerte de meternos en un examen de los alumnos de segundo año.

Así que tuvimos que escondernos, en la primera habitación con la puerta abierta que encontramos, fue una experiencia de terror, la habitación estaba a oscuras, nos metimos, mi amigo Carlos y Yo, cerramos la puerta y rezamos para que nadie nos encuentre.
Había un olor penetrante y asqueroso, tantee en la pared hasta encontrar el interruptor y cuando prendí la luz, Carlos me dio un codazo en las costillas y dio un grito de susto. No estaba preparado para ver lo que vi. Una habitación hedionda, con una pirámide de restos humanos que llegaba al techo, brazos, piernas, cráneos, huesos que no conocía aun, al costado derecho había algo parecido a una tina de baño con tres cadáveres. A la izquierda había brazos y piernas colgadas como se exhiben las camisas en las tiendas.

Sali mareado, no me importaba si me descubrían tenía que salir de ahí. El olor de la ropa se me impregno, Salí asqueado, para colmo, un asistente nos interrumpió y nos metió a las practicas. Vi tendido en una camilla a un hombre obeso! Inmenso! su prominente barriga parecía una montaña. El profesor hacia unas incisiones y un olor fétido se lleno en toda la habitación libero la piel del abdomen y quedo a la vista toda la grasa acumulada. Su sexo pequeño y diminuto fue retirado como si se tratase de una ligera carnosidad. Una chica vomito y eso desencadeno en mi lo mismo! Salí del salón buscando aire.
Ya no volví a entrar. Quería salir, el olor en mi ropa se me hacia insufrible, me bañe como dos horas para limpiar el olor en mi cuerpo. Cuando me senté a almorzar mi mama había hecho un riquísimo Seco de carne! Que no probé! De solo ver la carne recordaba los cadáveres que había visto! Estuve casi un mes sin probar carne!


jajajaja esta cancion me parece la mas apropiada!!

38 comentarios:

  1. Jajajaja nunca me imaginé que no pudieras ver sangre, o que te marees, :D. No me he topado con esa situación, no sé cual sería mi reacción, pero supongo que al principio también me darían ganas de vomitar.
    Saludos :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. no me gusta ver la sangre! y muchisimo menos la mia, la primera vez que done sangre y la vi me maree feisimo!

      Eliminar
  2. En serio??? No sabía que no podías ver sangre!!! Pensé todo lo contrario! Pero bueno, no es que me encante tampoco no?

    Qué nervios ver eso!!! Me muero muerta si veo un montículo de cuerpos!!! Yo tampoco hubiese podido comer un mes! Será una buena dieta esa no? jajaja

    Un beso! Muy buen post!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajaa pues si, no me gusta ver sangre, si puedo evitarla lo hago! pero claro! me refiero a los grandes volumenes!

      Eliminar
  3. Gary, que rico guiso cuya foto presentas, hoy me voy a restaurante para pedir uno definitivamente, al diablo con las prescripcion medica!!!!

    Gracias por las ideas para el menù :)

    ResponderEliminar
  4. A mí la sangre no me molesta, pero justo ayer tuve una experiencia similar (cofcof).

    Estaba felizmente en mi laboratorio, cuando alguien llegó con un conejo dentro de una caja. Ya iba yo a acariciarlo cuando me llegó un flashback de esa misma persona diciendo "creo que lo voy a sacrificar el martes". Entré en pánico total! Como que no sabía para dónde meterme, y al final acabé huyendo del laboratorio!

    Quizá fue un poco ridículo, pero... pobre conejito!

    ResponderEliminar
  5. ah que miedo XD, se que somos una maravilla como cuerpo humano y todas sus funciones, pero...yo si me desmayo ante esa imagen de la barriga y todo desparramandose XDD.

    la cancion jajjaja genial *se pone a bailar*

    ResponderEliminar
  6. Te entiendo bien, yo estudié para ser técnico forense (entre otra cosa también relacionada con sanidad) y lo peor de todo eran los olores y los ruidos, ver los cuerpos en sí no me afectaba tanto.

    ResponderEliminar
  7. Oooowww dulces recuerdos jajaja a mí me pasó lo contrario que a ti. Mis prácticas eran de 4-8pm a veces se extendía un poco más dependiendo del Dr. y del tema. Algunos días me moría de hambre, quería cenar, y recuerdo que estábamos en miembros superiores, al seccionar la piel y separar los músculos del brazo... parecía bisteck, me imaginaba en mi pensión comiendo tallarines verdes con bisteck :3 se lo comenté en ese momento a la chica con la que estaba practicando y me dijo que estaba loca y me vio raro (como seguramente tú lo estás haciendo ahorita) jaja

    Saludotes!!

    ResponderEliminar
  8. Oye que alucinante. Tengo un amigo que trabaja en el turno de madrugada en la morgue de Lima... le ruego y le ruego para hacer un tour por su trabajo, pero no quiere que lo acompañe.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajaaja es algo desagradable! No vuelves a ser el mismo luego de ver a la muerte tan de cerca!

      Eliminar
  9. Recuerdo cuando estudiaba Derecho, fuimos a la morgue por un curso y varios compañeros estaban pálidos y con cara de asco. A mí me disgustó pero intenté disimular. Pero al final un compañero que tiene fama de enfermo rompió el silencio diciendo "¿Quién me acompaña a comer hamburguesas?".

    Casi lo mandan violar.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  10. Jajajaj clases de anatomía, cuando estudié enfermería lo que más me gustaba era insertar la aguja para la extracción de sangre es más cuando me extraen sangre para cualquier análisis me gusta mucho (salió mi lado vampiro XD) y si de lcases de anatomía se trata, más me gustaba ver los esqueletos y a los órganos por separado, con los cadáveres tuve cierta (y razonable) resistencia.

    Un fuerte abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. si! eres un vampiro! no lo niegues! jaajaja ya te delataste! jajajaja Mi primera experiencia sacando sangre fue terrible!!

      Eliminar
  11. Yo no sabría explicar la sensación que me produce ver sangre y tejidos, por eso nunca pasó por mi mente seguir medicina.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creeme no es algo en lo que pensé cuando escogi mi carrera.

      Eliminar
  12. jajaja que miedoso XD yo ya aprendí a sacar sangre y estoy más que acostumbrado a que me la saquen. Sobre ver músculos o esqueletos pues admito que no me da asco, puede ser porque mi hermano estudió medicina y ya de peque me tenía acostumbrado a cráneos y pulmones de rata guardados en frascos. Ah! eso sí, me dijo que el comedor de San Fernando está al costado de donde meten los cadáveres jajaja ¿almorzabas allí? mira que eso sí hasta a mí me causaría "cosas" :) Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. bueno, ya estabas adiestrado entonces! Yo he crecido en un sitio sano y saludable alejado de la violencia y el mundo cruel y despiadado (creci en Arequipa! jajajaaja) A mi si me choco esa vez, pero tampoco es que me pase el semestre evadiendo eso! tenia miedo y asco pero igual lo enfrente! Miedo tienen los valientes y lo vencen! Eso si! prefiero evitar ver sangre y mucho mas si es mia!!

      Eliminar
  13. Tantos cadáveres pueden tener en esa habitación??? a la shit!!! nunca he visto un muerto, salvo atropellado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. si, en serio! parecia una escena de Walking Dead!!

      Eliminar
  14. ;D

    La primera clase de anatomía, si bien no me produjo mayor problema el olor, si lo fue ver el aspecto de los músculos. Deje de comer pollo durante un tiempo...

    En la sala de disección de la escuela de medicina, teníamos 8 cadáveres. Nos disponíamos en grupos de 10. Un cadáver por un año. El cerebro se aprovechaba para los cortes de neuroanatomía.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. a mi el aspecto de los músculos me recordaba el guiso de la carne! y por eso no comí carne por un mes!

      Eliminar
  15. en Psico, cuando era niño, se había caído una pared del hospital, donde una parte era la morgue. De traviesos nos metimos hasta una sala y vimos una pierna, waaaajjj casi vomito allí. Nunca podría ser médico.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. oooh me has recordado la vez que vi a mi primer muerto! si, tambien fue asqueroso!

      Eliminar
  16. Me das miedooooo...

    Oiga tiiene un regalo en mi blog.

    ResponderEliminar
  17. Qué horrible Gary!!!!! Yo no podría ver un muertito, me mueroooo!!!!!!!!!!!

    Tú también te desmayas con la sangre? Horror u.u Un mito se ha caído u.u

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. no me desamayo con la sangre! a no ser que sea mia! y en grandes cantidades!!! jajajajaa
      Bueno ya he visto tantos muertitos en mi vida que ya no me espanta tanto, pero no es algo que me gusta ver

      Eliminar
  18. Jajajajaj me hubiera pasado lo mismo, seguro si veia lo que vistes en la habitacion moria de un paro cardico en one xD

    Saludos.! Gary

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. esa imagen esta en mi cabeza hasta ahora! y me fue dificil sacarla de mi cabeza

      Eliminar

han hecho catarsis