viernes, 4 de febrero de 2011

Lectura Filial

Ana María es profesora, este es su primer día. Sentada ahora en su pupitre recuerda su años mozos de adolescente cuando ella también estudiaba, las horas que con mucho empeño dedicaba el tiempo a quemarse las pestañas para salir adelante. 

Ana María tiene bien claro la historia de su familia, es una familia pobre, su padre quedo viudo cuando nació el segundo hijo y de ahí en adelante Toribio se convirtió en padre y madre.

Toribio nació en la sierra de Cerro de Pasco y trabaja desde que tiene memoria. El amor serrano no es como lo pintan, nada más falso que el más me pegas mas te quiero, el amor serrano no es así. Toribio se enamoro de una mujer buena  pero en la pobreza no les quedo mas remedio que trabajar el doble, cuando llego su primera hija redoblo sus esfuerzos, pues el amor hacia un hijo le dio el empuje para trabajar y trabajar.
Toribio trabajo haciendo toda clase de tareas, de albañil, de vigilante, de mozo y de auxiliar de limpieza.


Sus dos hijos eran su vida y todo esfuerzo se dirigía hacia ellos. La abuela materna ayudo a Toribio a criarlos, así Toribio podía pasar el día trabajando para proveer para sus dos retoños y así pasaron 20 años.

Ana María sabe que debe tratar a todos sus alumnos por igual, pero no puede evitar el tener preferencias por uno en especial. Mientras guía su mano a través del papel, dibuja su nombre, con una caligrafía aun torpe pero empecinada, esa mano callosa y nudosa como el tronco de un sauce fue la que la sostuvo en sus primeros días de vida.
Ana María enseña a su padre a escribir y leer en su primer día de trabajo.




Esta es una historia real! El nombre no es Toribio por obvias razones!

28 comentarios:

  1. ¡Qué magníficas y entrañables historias se ven en tu blog! Da gusto pasearse por aquí... es como una reflexión sobre la vida misma.
    Yo también tuve una vecina que -aunque parezca increible- no sabe leer ni escribir. Yo siempre le he insinuado que tenía que aprender, que yo le enseñaba... pero su edad -según dice ella- ya no le permite centrarse en esos asuntos.
    En fin! Situaciones tristes de vidas muy duras.
    Un fuerte abrazo.
    Angel

    ResponderEliminar
  2. Qué bonita entrada. Qué amor y admiración destila todo el texto. Hay que dejar constancia de esas vidas entregadas y no dejar que caigan en el anonimato.

    Un beso (por el recuerdo)

    ResponderEliminar
  3. Angel: Cuando me la contaron, se me formo un nudo en la garganta!

    Parmenio: eso mismo pense! No hace mucho conoci a Maria y su vida es digna de contarse.

    ResponderEliminar
  4. jaj En España ahora no puedes tener a un familiar entre tus alumnos. Yo por ejemplo no podría ir a clase con mi madre, jajaa Ya ves. Será precisamente para que no tenga preferencia por ninguno, aunque yo creo que mi madre a mí me suspendía fijo, jaaj


    bezos

    ResponderEliminar
  5. Thiago: jajajaja Pero porque! jajaja aqui no esta prohibido, lo raro es que aunque sobran profesores! el nivel de educacion en las zonar rurales avanza a paso de tortuga.

    ResponderEliminar
  6. Que historia más bonita!

    Seguro que "Toribio" se sentirá muy orgulloso de su hija, igual que su hija lo estará de su padre.

    Tanto esfuerzo mereció la pena.

    Un beso

    UT

    ResponderEliminar
  7. todos tienen derecho al estudio y a progresar en la vida. Espero que mis hijos me enseñen lo que aprendan en sus colegios, institutos, universidades, maestrías, trabajos,... (fantaseando... )

    ResponderEliminar
  8. Dios...que, como decirlo..., mmmmm, no encuentro la palabra.

    Ya! Que conmovedora historia acabas de contar, y más al saber que es real...También se me hizo un nudo en la garganta...

    Saludos.

    ResponderEliminar
  9. Emociona...
    Es hermoso el amor, el amor es dar y es recibir, es "mirar" al otro, comprender al otro, hacer algo en bien del otro, ser feliz con la felicidad del otro.
    El amor se esfuerza al máximo, es trabajo arduo, duro y continuado, mantenido en el tiempo.
    Gracias por hacernos sentir seres humanos Gary, un abrazote grande.

    ResponderEliminar
  10. amigo garu te haz ganado mi respto con esta entrada es simplemente genial

    acotacion:
    -derrame un lagrima cuando lei esto OJO solo una

    -es como uan especie de devolver avores el la alimento y trbabajo por ella y nella quiso ahcer algo parecido enseñarle a escribir y a leer..!!

    -que historia tan tierna..!1

    ResponderEliminar
  11. Ut: pues si, todo el esfuerzo de toribio me hizo un nudo en la garganta, ¿no es acaso la educacion la mejor herencia que un hijo pueda recibir?

    † David der Nacht † : seguro que tus hijos lo haran, pero para eso tu tendras que enseñarles primero!

    Wesley Romero: la historia me la conto Aris! el segundo hijo de toribio, cuando me la conto, tuve que simular que algo me entro al ojo, una lagrima se me escapaba.

    Miyita! que te gusta me gusta! que bueno leerte por aqui.

    R.D.Slater: jejeje mi amorzote me dice GARU jajaja es una historia sencilla pero que resume el amor incondicional de un padre por sus hijos.

    ResponderEliminar
  12. ayyyyy...un escalofrío me inundó!!!
    qué tierna historia...maravillosa!!
    gracias por compartirla!!
    kisses

    ResponderEliminar
  13. deMónicamente: ME GUSTA que te guste! ejejeje

    ResponderEliminar
  14. Triste es la pobreza pero más triste todavía es que dejemos que suceda.
    Un beso, Gary

    ResponderEliminar
  15. Romek Dubczek:pues si! que hacer para que no ocurra?

    ResponderEliminar
  16. Las cosas caen por si solas. Confío en que el mal no siempre va a gobernar el mundo.

    ResponderEliminar
  17. Enternecedora historia y mas aun sabiendo que es una real... a veces la injusticia social toca fibras muy sensibles.

    ResponderEliminar
  18. Romek Dubczek: mmm no hay mal que dure cien años! lastima que lo bueno caduque tan pronto.

    LemonGuy: Si, es cierto! hay tantas historias! que quiero compartir!

    ResponderEliminar
  19. Gary, es precioso. Cosas como esta me hacen creer aún en la raza humana (a veces parezco extraterrestre)

    En cuanto al comentario de thiago y de que no se puede tener un familiar entre los alumnos, esa ley la desconocen en mi facultad, que estoy harto de ver al más inepto que te puedas imaginar sacar dieces en los exámenes de sus padres. Supongo que por cosas como esta dejé de creer en la raza humana, jajaja.

    ResponderEliminar
  20. Z: jajajaja gracias por decirme eso! jejeje se lo enrostrare a Thiago jajajajaja

    ResponderEliminar
  21. Qué linda historia Gary!!! Me encantó realmente, muy tierna, es así, el amor de padres nos impulsa a ser mejores y hacerlo todo por la felicidad de nuestros bebés.

    Con respecto a lo de tener a un familiar en tu clase, en mi cole si no estaba bien visto. Yo postulé primero al Quiñones, pero no me contrataron porque en uno de los salones que me tocaba enseñar era el de mi hermano que estaba en 5to. de media.

    Aunque en el Polo si tuve a mi primo cuando estuve enseñando en secundaria, pero nadie lo sabía porque no llevamos los mismos apellidos, somos primos hermanos, pero... Larga historia! Ja! En fin, que los fastidiaban por eso, sus amigos decían que de hecho no iba a jalar en inglés y le iría de pm, pero no era así, no iba mal, pero no tan bien, mejor les fue a sus amigos, jajaja, y él casi no me hablaba porque le daba roche.

    Acá no lo permiten, al menos en el cole de mis bebas. Por ejemplo, el hijo de Martín pasa a inicial el prox. año, y él también volverá a primer año de inicial, este es su último año con Pía :0( Pero él no le podrá enseñar, tiene que ser una de sus dos compañeras, creo que así es mejor, para evitar suspicacias, por muy honesto que sea el profesor, nunca faltará quien haga comentarios bobos.

    Beso!!! Lo compartiré right now!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. muchisimas gracias por compartirlo!

      Cuando me lo contaron te juro que tuve que disimular mis lagrimas con un bostezo! me parecio una bonita historia!

      Eliminar
  22. he trabajado en la sierra por un buen tiempo y en efecto mucha gente aún es analfabeta. El estado ha desarrollado mucho programas de alfabetización para adultos, pero siempre, no es suficiente. Lo más importante es la voluntad de querer aprender, de querer saber más. Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. OOOh haciendo que?
      Pues si, hay aun mucho por hacer!

      Eliminar
  23. Qué excelente historia Gary... no deja de sorprenderme lo bien que escribes!

    ResponderEliminar
  24. Muy lindo Gary, el amor se hereda y siempre enseña.

    ResponderEliminar

han hecho catarsis